div id='fb-root'/>

jueves, 21 de enero de 2016

cuando tu trabajo te persigue allá donde vayas.

Está claro que en la mayoria de los casos cuando entras a trabajar en una empresa, te conviertes en parte de ella, en su imagen andante.
Que sí, que tendrás tu vida social y familiar pero serás imagen y referente en la calle de una empresa.
Sobretodo si llevas muchos años en ella.

La gente se cree que debes ser igual de amable y contestar como si estuvieras en servicio 24 horas.
Te acorralan en el ascensor de casa de tu hermana, te preguntan mientras estás pagando las lechugas en la verduleria, te avasallan en el parque mientras sostienes la merienda de tu hijo... e incluso son capaces de preguntar precios o que les reserves algo en plena calle.

Señores; les agradezco que me tengan en la consideración y confianza de hacerme tales preguntas, pero todo tiene su contexto y en mis horas libres no me apetece decirte que clase de parqué es mejor y que necesitas para colocarlo. En mi horario  laboral te explico lo que quieras, pero si me paras cuando salgo a correr con los auriculares puestos... como que no.

La gente se cree con derecho a atosigarte, porque estás trabajando. Mejor dicho porque tienes trabajo.Eres una suertuda y no debes quejarte.
Pues me quejo, que quieres que haga? Mi jefes no saben ni sabrán de este sobreesfuerzo y yo cobro lo mismo. Y como me despiste me enseñan la puerta. Porque lo único que les importa es lo que se factura.

No les importa en absoluto qué sabes hacer, cómo lo haces y las horas extra que le dedicas a explorar y buscar información. No te premian de ninguna manera ni buscan lideres, sólo quieren jefes que saquen adelante el trabajo como sea.

Que lástima que estemos en una sociedad donde sigan despuntando "favoritos" y releguen tareas a la "burumballa" . Pero eso es otro tema...

10 comentarios:

  1. Bueno, es alucinante. Lo equiparo a que un actor o cantante esté cenando en un restaurante y se le moleste para pedirle un autógrafo.

    Hay que empatizar un poco con la gente...

    Besos

    PS: ¿me puedes decir el precio de los botes de pintura interior plástica? xDDDDDDDDDDDDD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que el mundo del famoseo tiene que dar ya asco...pero bueno, dentro de los males, son anecdotas sin más jejje

      Eliminar
  2. me da verguenza reconocer que yo soy una de esas personas, pero es que cuando veo me acuerdo y lo pregunto sin maldad. Pero tienes razón, cada cosa en su momento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, aunque lo peor no es la pregunta en sí sino las formas en que se creen que DEBES contestar y hacerles caso. En fin...

      Eliminar
  3. Como cuando entran a la hora de cerrar, siempre hay alguien que no ha tenido suficiente tiempo en todo el día. Se trata de tener un poco de consideración.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. pues sí... pero eso, puedo entender a la gente que también trabaja, pero la que está de charreta delante de la tienda y entra en el último minuto... para comersela!!

      Eliminar
  4. Tienes toda la razón! Yo a veces también sufro las quejas de la gente fuera de mi horario laboral o en mi tiempo libre y es lo que más me repugna del mundo. Así que no solo estoy de acuerdo contigo sino que me solidarizo! Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si señor! Trabajando lo damos todo, pero nuestro tiempo libre es eso... nuestro.besos!!

      Eliminar
  5. La gente es que no respeta nada. Y es cierto que últimamente sólo por tener trabajo parece que uno está en deuda con la sociedad. Un besote!!!

    ResponderEliminar

me encantará saber tu opinión...